Madridimage

Madridimage

Illa afea al Govern su “intransigencia” en los presupuestos pero no cierra la puerta a seguir negociando | Cataluña


Salvador Illa, en un momento del Consell Nacional del PSC. / PSC

Salvador Illa, primer secretario del PSC, ha defendido este sábado su propuesta para alcanzar un acuerdo que desbloquee los presupuestos. El líder de los socialistas y el president Pere Aragonès se reunieron el pasado fin de semana en Arenys de Mar (Barcelona) y se dieron una semana de plazo para llegar a un consenso que, de momento, no han alcanzado. En una intervención en el Consell Nacional del PSC, Illa ha evitado hacer una mención explícita a ese plazo y en medio de agrias críticas al Govern, al que ha acusado de intransigencia, ha lanzado esta advertencia: “El PSC no cierra puertas, tiende puentes pero no es una caña frágil que se mueva según el viento. No hablamos por hablar”.

Ante la plana mayor del partido, Illa se ha ratificado en su postura y ha avisado de que cuando el PSC habla “sabe lo que dice”. “No estamos aquí para aguantar el paraguas de nadie. Tenemos proyecto: conviene menos ruido y más trabajo”, ha afirmado. Illa ha afirmado que la mayoría de propuestas que reivindican, como la ampliación del aeropuerto de El Prat, el desbloqueo del Hard Rock Café o la Ronda del Vallès, tienen el apoyo del territorio y del Parlament. “Oyendo determinados comentarios, la amenaza es la manifestación más potente de la impotencia”, ha dicho en alusión a ERC.

Las negociaciones están en un punto límite y de hecho Aragonès ha convocado este lunes al Consell de Diàleg Social, formado por patronal y sindicatos, con los que cerró un acuerdo el 5 de diciembre, para exponerles la actualización de los presupuestos. El president le trasladó a Pedro Sánchez el jueves, antes de la cumbre, su voluntad de pactar las cuentas con los socialistas. Ante el actual bloqueo, el presidente de ERC, Oriol Junqueras, calificó este viernes de “egoístas” a los partidos que no apoyen las cuentas y queda la duda ahora de si los republicanos tensarán las relaciones con su grupo en el Congreso. ERC dispone de 33 diputados y necesita de forma ineludible pactar con el PSC (33) o Junts (32) y mantener los votos de los comunes (ocho) para aprobar las cuentas. El PSC siempre ha dicho que no se levantará de la mesa y que la pelota está en el tejado del Govern para decidir qué quiere hacer.

Salvador Illa, Alícia Romero, portavoz del PSC y Meritxell Batet, presidenta del Congreso en un momento del cónclave. /PSC
Salvador Illa, Alícia Romero, portavoz del PSC y Meritxell Batet, presidenta del Congreso en un momento del cónclave. /PSC

Visiblemente molesto, Illa ha defendido que su plan genera “prosperidad” y “protege” a los ciudadanos y ha rechazado que sea de “máximos o un todo o nada” aunque en realidad exigen todo el paquete. “Son propuestas de mínimos para poner Cataluña en marcha. Sobra la actitud intransigente de quienes dirigen el Govern más débil en toda la historia del autogobierno”, ha afirmado. “Parece que el problema no sean las propuestas sino que las ha hecho el PSC”, ha dicho y ha criticado que, en su opinión, da la impresión de que Esquerra no conoce “las necesidades de municipios como Vila-seca, los del Baix Llobregat o Terrassa y Sabadell”.

El PSC se ofreció el pasado 22 de agosto a negociar los presupuestos e Illa ha revelado que esa posición causó sorpresa incluso entre miembros de su propio partido. “Hemos tendido la mano. Este Govern no funciona y nosotros estamos construyendo una alternativa”, ha afirmado. No ha evitado mencionar la cumbre y dar una de cal y otra de arena a Aragonès, al que le ha agradecido que actuara de anfitrión al tiempo que le ha reprochado que abandonara la ceremonia inicial cuando sonaron los himnos español y francés. “Cuidado con los símbolos. No hace falta ofender a nadie”, ha afirmado cerrando así el discurso: “Pedro Sánchez se la juega por Cataluña; igual que Jaume Collboni por Barcelona o Nuria Marín por L’Hospitalet. Tenemos proyecto y nos la jugamos”.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.

Suscríbete

Puedes seguir a EL PAÍS Catalunya en Facebook y Twitter, o apuntarte aquí para recibir nuestra newsletter semanal





Source link