Madridimage

Madridimage

Última hora de la guerra, en directo | Ucrania dice que las tropas rusas se camuflan de civiles en las casas de Jersón para defenderla calle a calle | Internacional



Ucrania dice que las tropas rusas se camuflan de civiles en las casas de Jersón para defenderla calle a calle

Ucrania ha acusado este lunes a Rusia de saquear las casas vacías de la ciudad sureña de Jersón, la única capital provincial ucrania conquistada por las tropas del Kremlin desde que comenzó la invasión en febrero. Según Kiev, los soldados rusos, vestidos con ropa de civiles, han ocupado las viviendas y están preparados para luchar calle a calle con las fuerzas ucranias, que se aproximan desde hace días a la urbe. 

Moscú lleva semanas evacuando a los civiles de la ciudad ante la inminente llegada de la contraofensiva ucrania, cuyas tropas han reconquistado cientos de kilómetros cuadrados en el sur —también en el noreste— y se acercan ahora a la capital de la provincia, que contaba con unos 300.000 habitantes antes de que empezara la guerra. Según los últimos informes del fin de semana, los militares ucranios se encontraban a unos 12 kilómetros de Jersón, una localidad situada en la orilla occidental del río Dniéper —que divide Ucrania de norte a sur—. De hecho, es el único municipio situado a ese lado del río que todavía está bajo control ruso.

El suministro de luz y las comunicaciones en la provincia de Jersón ha sido restablecido este lunes solo de forma parcial, después de que la víspera quedara interrumpido como resultado del daño causado por un ataque a un tendido eléctrico, según ha indicado la Administración títere del Kremlin en la zona, que han acusado a las fuerzas ucranias de realizar un “sabotaje” con el desmantelamiento de 1,5 kilómetros de líneas de energía. Es posible que el suministro no se restablezca al 100% hasta que las fuerzas ucranias recuperen el control de todo el territorio.

Aunque la situación en Jersón no puede ser corroborada de forma independiente, militares ucranios que están en la línea del frente han explicado estos últimos días que esperan una batalla durísima contra las tropas rusas, que tienen muy difícil mantener la ciudad —el territorio que controla Moscú está en la orilla oriental del Dniéper—, pero están determinadas a luchar por ella y tratar de causar las mayores bajas posibles a Kiev.

“Mientras los residentes de Jersón son forzados a irse de sus casas, hablando de ‘evacuación’, los militares rusos hacen lo que más aman: robar en sus casas. Roban a aquellos que dicen proteger”, ha escrito este lunes en Twitter Mijaílo Podoliak, asesor del presidente de Ucrania, Volodímir Zelenski. Las palabras de Podoliak llegan después de que Kiev afirmase la pasada madrugada que las tropas rusas, “camufladas con ropa de civiles, ocupan las casas y fortalecen sus posiciones para librar batallas calle a calle”. El ejército ucranio también aseguró que había periodistas rusos preparando vídeos falsos acusando a Ucrania de herir a civiles.

Moscú ha enviado a miles de tropas para reforzar la zona de Jersón durante los últimos meses, pero la semana pasada dio a entender que quizás sus fuerzas abandonarían la ciudad. Sin embargo, Kiev y Occidente dijeron que estaban intentando descifrar si se estaba produciendo también una retirada militar —tal y como afirmó el vicegobernador títere del Kremlin, Kiril Stremoúsov— o si Rusia pretendía atraer a una encerrona a las fuerzas ucranias. (Reuters / EL PAÍS)





Source link